Kinesiología

kinesologiaLa kinesiología es la técnica de testar los músculos para obtener una información exacta del los desequilibrios del cuerpo humano.

Inicialmente, esta técnica se utilizaba solo para comprobar el movimiento, alcance y tono del músculo dentro del ámbito de la traumatología, fisioterapia y quiropràxia. Posteriormente, se descubrió que cada músculo principal del cuerpo tenia relación con un órgano determinado, de tal forma que una debilidad en la fuerza muscular significaba que existía un problema con el nivel de energía del órgano en cuestión. También se observó que tratando el músculo y reforzándolo se mejoraba considerablemente el órgano.

Más tarde se fueron estableciendo relaciones entre los músculos y los meridianos de acupuntura de la Medicina Tradicional China. También se descubrieron unos puntos en la cabeza llamados neurovasculares, relacionados con la circulación sanguínea de cada órgano, y otros puntos llamados neurolinfáticos, distribuidos a lo largo de todo el cuerpo y relacionados con la circulación linfática de los órganos.

Se observó, después, que cada órgano mejoraba con un determinado tipo de nutriente (una vitamina, una sal mineral o un oligoelemento) de manera que el músculo débil mejoraba con la sola presencia del nutriente en cuestión (situado en la boca del paciente) y que su ingestión resolvía la debilidad del músculo y mejoraba el órgano.

A esta ciencia se le dio el nombre de Kinesiología aplicada.

Para conseguir mejor precisión se introdujo un nuevo test muscular: Arm Reflex (reflejo del brazo), que a diferencia de la kinesiología aplicada, trabajaba con el paciente cómodamente estirado boca arriba y comprobaba la diferencia de tono entre las cadenas musculares derecha e izquierda, con una ligera comprobación de la longitud de los brazos. Esto permite hacer más comprobaciones sin que la persona se canse. Este nuevo sistema de trabajo fue llamado Kinesiología Holística.

Su alcance es muy amplio, ya que después de un protocolo de entrada que nos permite acceder a la información del cuerpo, podemos buscar campos de trabajo preferente al nivel energético, nutritivo, emocional o estructural, y dentro de cada uno de estos buscar información y saber que tratamiento es el más adecuado.

Con este sistema podemos testar todo tipo de nutrientes, vitaminas, sales minerales, oligoelementos, fitoterapia, flores de Bach, sales de Shüssler, homeopatía, etc. y saber que órganos están afectados, que segmento vertebral cabe manipular, cual es la emoción o el sentimiento que altera a la persona, que meridiano esta afectado, cual es el punto de acupuntura que cabe pinchar y durante cuanto tiempo, las dosis de los nutrientes y durante que período cabe tomarlos,… El cuerpo nos habla de sus necesidades, solo cabe saber preguntarle y saber escucharlo.

Creo que una aportación importante de la kinesiología radica en la facilidad que nos da para conocer la preferencia de trabajo terapéutico. Pongamos un ejemplo: una lumbalgia, muchas veces de repetición, recurrente, puede ser originada por una fijación vertebral (trabajo del campo estructural, quiropráctico) o ser originada por una carencia nutritiva de agua o vitaminas (trabajo del campo químico), o bien haber sido originada por un exceso de energía en el meridiano del riñón o circulación sexo (campo electromagnético), o incluso ser consecuencia de un susto o una situación de miedo o agresividad (campo emocional). Conocer la preferencia de tratamiento en este caso es de vital importancia, cuantas veces hemos hecho terapia manual o hemos recetado nutrientes sin éxito, y no porque no fueran los adecuados, sino porque no era el tratamiento preferente en aquel momento!

Algunos autores dicen que el inicio de la enfermedad es mental, fruto de la relación con las personas que nos rodean. Generamos conflictos en forma de sentimientos por emociones que no conseguimos expresar adecuadamente. Esto afecta a nuestro nivel energético y nuestros meridianos se alteran; posteriormente afecta al nivel químico de nuestro cuerpo y finalmente al nivel estructural.

La kinesiología es un arte, el de conseguir información del cuerpo mediante un test, y esto es sin duda aplicable a cualquier tipo de enfermedad y molestia consiguiendo unos resultados excelentes.